Receta: Tomates a la parmesana

Ahora que ya ha llegado septiembre, a muchos blogueros de cocina nos pasa lo de siempre: hemos estado todo agosto de relajo, y nos cuesta mucho volver a coger nuestra rutina cocinera después de haber estado todo el mes de agosto comiendo ensaladas frescas y sin preocuparnos demasiado de todo el ajetreo del blog.

Mi remedio para esa situación (o para los que dicen que no les gusta cocinar) es siempre empezar a retomar la actividad cocinera con platos muy sencillos y que den buenos resultados, de forma que poco a poco nos acostumbremos a la rutina. Esta receta la encontré mientras paseaba por Internet a la caza de algo que me inspirara lo suficiente como para volver a entrar en la cocina.

A la receta original, citada más abajo como siempre, le he hecho pocos cambios. En lugar de utilizar únicamente parmesano, yo utilizo una mezcla de parmesano y mozzarella, porque como ya os expliqué, la mozzarella funde mejor. Sin embargo, os recomiendo que no escatiméis en absoluto con el parmesano, o que tengáis la precaución de añadir sal si no utilizáis mucho, porque sino os pueden quedar los tomates algo sosos. Por último, prescindo del perejil fresco, y en su lugar añado un poco de albahaca fresca, que fue una hierba que claramente alguien inventó para acompañar al tomate y al queso.

Esta receta nos puede ser útil en muchas ocasiones, no sólo para quitarnos de encima la vagancia cocinera. Puede ser un aperitivo caliente si tenemos mucha gente en casa de visita, o un entrante estupendo para una comida o cena de aires italianos, por ejemplo antes de un plato de pasta.

Tomates a la parmesana

  , ,   

September 1, 2015

  • Preparación: 10 mins
  • Cocinado: 10 mins
  • 10 mins

    10 mins

    20 mins

  • Produce: 8-9 rodajas de tomate (aprox.)

Ingredientes

2 tomates grandes

30 gr. de mozzarella para cocinar rallada

Queso parmesano rallado, al gusto

Orégano seco

Aceite de oliva virgen

Unas hojas de albahaca fresca

OPCIONAL: Sal (dependiendo de cuánto parmesano utilices)

Indicaciones

Precalentamos el horno a 200ºC, modo calor arriba y abajo.

Lavamos los tomates y los cortamos en rodajas gruesas, de aproximadamente un dedo de grosor.

Colocamos los tomates en la fuente para horno de nuestra elección, separados.

En un cuenco, mezclamos bien la mozzarella y el parmesano rallados.

Espolvoreamos los tomates con la mezcla de quesos, recomiendo echar bastante por cada tomate, ya que al fundirse se reducirá el volumen que ocupa el queso.

A continuación, aderezamos con orégano, tanto como deseemos.

Finalizamos con un chorrito de aceite de oliva virgen por encima de todo, que no sea demasiado.

Horneamos entre 5 y 10 minutos a 200ºC o hasta que veamos que el queso de encima está completamente derretido y empieza a dorarse. Espolvoreamos un poco de albahaca fresca por encima y servimos.

Adaptado de lo que vi en Jo Cooks

00:00

5 comments

  1. Pilar

    Muy buen entrante, fácil y suculento.

    Reply

    1. Ana

      Y ligerito, que después del verano también se agradece ;)

      Reply

  2. ChupChupChup

    hola Ana, que buenísimo los tomates, ya te los he visto por las redes y me encantan!, yo es que soy muy tomatra en todas las versiones, jeje, se ven deliciosos,. Un beso!

    Reply

    1. Ana

      La verdad es que a mí también me encantan los tomates, creo que dan muchísimo juego, y sobre todo ahora, que aún están de temporada y es cuando mejor sabor tienen. ¡Un beso, Silvia!

      Reply

  3. Las 5 estrellas de Septiembre | A buen hambre

    […] receta que más ha triunfado este mes (con gran diferencia) ha sido esta receta tan fácil para horno, que ya empieza a apetecer con la llegada del otoño. Es sencilla, […]

    Reply

Leave a Reply