Receta: Tarta de chocolate y fresas

Vista lateral de la tarta

Os voy a confesar una cosa: la repostería no me gusta demasiado y además no se me da bien. Cuando veo la cantidad de creaciones e inventos reposteros que hay, me fascina, pero soy realista y sé que, de intentarlo yo, el desastre sería antológico. Es una pena, porque golosa soy un rato largo. Supongo que tiene que ver con que a veces me parece demasiado trabajo para algo tan “perecedero” y por ello no me parece práctico… La única excepción son las galletas, que me encantan, no suelen ser complicadas y además tienes para varias veces.

De todas formas… ¿Qué es un San Valentín sin un dulce? Tengáis pareja o no, ese día es la excusa perfecta para darse un capricho (si sois de los que necesitan excusas, claro). Sabiendo que la repostería no es mi fuerte, para este San Valentín elegí una combinación clásica y relativamente sencilla de llevar a cabo: pastel de chocolate y fresas. No es nada innovador ni llamativo, pero el resultado es bueno y en casa ha sido bien recibido, con eso ya me conformo.

La principal variación que he hecho respecto a la receta original es hacer la mitad de cantidad, y utilizar un bizcocho entero en lugar de dos partes y arriesgarme al desastre al montar las capas del pastel. Al ser un bizcocho más grueso, también he necesitado aumentar el tiempo de cocción (tened en cuenta que estas cosas varian de un horno a otro y de una masa a otra). También he hecho cambios en la presentación, pero eso es algo que cada cual puede modificar al gusto. La tarta lleva buttermilk, pero si no lo encontráis en el supermercado, al final de la receta dejo un link donde os explican cómo conseguirlo casero (y sin apenas esfuerzo).

Fresas, nata y tarta de chocolate
Fresas, nata y tarta de chocolate

Tarta de chocolate y fresas

    

February 14, 2015

  • Preparación: 30 mins
  • Cocinado: 40 mins
  • 30 mins

    40 mins

    1 hr 10 mins

  • Produce: 4 raciones

Ingredientes

Para el bizcocho

115 gr. de mantequilla + 1 poco para engrasar

25 gr. de cacao puro en polvo

125 ml. de agua hirviendo

145 gr. de harina

200 gr. de azúcar

60 ml. de buttermilk (o leche + limón)

2 huevos

5 gr. de bicarbonato sódico (1 tsp.)

1 pellizquito de sal

2.5 ml. de extracto de vainilla (1/2 tsp.)

Para las fresas

100 gr. de fresas

50 gr. de azúcar

5 ml. de extracto de vainilla (1 tsp.)

Para la nata

100 ml. de nata para montar

1 cucharada de azúcar

Indicaciones

Para hacer el bizcocho

Precalienta el horno a 175ºC (en posición de calor inferior y superior)

Frotamos papel de horno con mantequilla, y lo utilizamos para forrar el fondo del molde de nuestra elección (si os puede quedar justo del diámetro del molde, mejor)

Forrar el fondo del molde con papel

En un cazo mediano, derrite la mantequilla a fuego medio.

Derretir la mantequilla

Cuando la mantequilla esté completamente derretida, añade el cacao en polvo y mézclalos bien. Asegúrate de que no queda ningún grumo.

Mezclar el cacao con la mantequilla

A continuación, añade los 125 ml. de agua hirviendo, déjalo burbujear durante medio minuto, y retira del fuego.

Te recomiendo que transfieras la crema de chocolate resultante a otro recipiente, para que tarde menos en enfriarse un poco de cara al siguiente paso.

Dejar el chocolate enfriarse

Mientras la mezcla de chocolate se va enfriando, en otro cuenco mezcla la buttermilk, los huevos, el bicarbonato sódico y el extracto de vainilla.

Mezclar buttermilk, huevos, extracto de vainilla

A continuación, en un bol grande mezcla la harina, la sal y el azúcar.

Incorpora la mezcla de chocolate (que estará templada, no tiene que estar completamente fría) a la mezcla de harina. Asegúrate de mezclarlas bien.

Mezcla de chocolate

Agrega la mezcla de buttermilk y huevos a la mezcla de harina y chocolate, y de nuevo, vuelve a mezclarlas bien. Este paso es importante. Quedará una de masa líquida.

La mezcla final, lista para hornear

Vierte la masa sobre el molde de tu elección, y hornea entre 20 y 40 minutos (dependiendo del grosor de tu masa). La masa tiene que quedar fija, si cuando abras el horno y muevas un poco el molde la masa continua estando líquida, sigue horneando. Mi consejo es que a partir de los 20 minutos, te pongas una alarma cada 5 para ir controlando.

Una vez el bizcocho esté listo, sácalo y deja que se enfríe completamente antes de proceder a montar la tarta.

Para las fresas

Mientras el bizcocho se enfría, lava las fresas (escúrrelas bien) y córtalas en láminas.

En un cuenco, coloca las fresas, el azúcar y el extracto de vainilla y mézclalos bien, con cuidado de no romper las fresas. Deja macerar durante 15 minutos.

Fresas macerando

Tras los quince minutos, escurre bien las fresas y descarta el líquido resultante de la maceración.

Para montar la nata

Mientras maceran las fresas, coloca en un bol (previamente enfriado) la nata. Bátela bien. Cuando se haya espesado bastante, añade el azúcar y termina de montarla.

Para servir la tarta

Coge el bizcocho de chocolate y ponlo boca-abajo, es decir, la parte superior tiene que tocar el plato o bandeja donde lo sirvas (no te preocupes, se quedará estable). Esto nos da una superficie plana para trabajar.

Bizcocho terminado

Cubre la superficie del pastel con una capa de Nutella.

Bizcocho de chocolate con nutella por encima

A continuación, coloca las fresas a tu gusto. Yo he hecho una especie de flor colocando las fresas alternadas, es decir, las de las capas superiores colocadas en los huecos que dejaban las capas inferiores.

Por último, con la nata montada en una manga pastelera, decora aquellas partes que queden más "desnudas" con un poco de nata.

Fresas, nata y tarta de chocolate

Enfría si quieres (no más de una hora antes de consumirla), y sirve. Córtala con un cuchillo de sierra.

Para hacer buttermilk casero, click aquí

Adaptado de lo que vi en The Pioneer Woman

00:00

One comment

  1. Receta: Tartaletas de mascarpone y fresas – A buen hambre

    […] se pueden incluir con facilidad en desayunos (incluyendo en tostadas), en postres (por ejemplo con chocolate) y he visto por ahí que también en ensaladas, aunque todavía no me he aventurado por esos […]

    Reply

Leave a Reply